Canvas

Nosotros en La Mafia, Puerto Rico nos enfocamos en expandir tus oportunidades y romper las barreras tradicionales gastronómicas en nuestra isla. Hace poco, pudimos tener la experiencia de participar en un evento único, donde viajamos a Polonia y pudimos ver como una artista con un pasado increíble, expresó su cultura mediante un evento culinario rodeado de soñadores. Y todo esto sucedió en “Canvas, Cocina de Autor”, formulada por los mejores autores del futuro: los estudiantes.


P:  ¿Qué es Canvas, Cocina de Autor? ¿Porqué el nombre?

R: Canvas, Cocina de Autor es donde nosotros los estudiantes y futuros chef dejamos correr nuestra imaginación y creatividad a través de los platos que servimos. Cada sábado, deleitamos los paladares del público, poniendo en práctica todo lo aprendido en los pasados 5 años de nuestra carrera universitaria. El nombre surge de la metáfora de que el plato es nuestro “canvas”, donde nosotros los estudiantes, somos artistas que plasmamos nuestro arte a través de la comida.

Por $35, recibes 2 aperitivos, 1 plato principal y 1 postre. La bebida está incluida.

Platos

Platos en la imagen: 1. Sopa tradicional polaca "borchst" con salchichas polacas - 2. "Ruskie pierogis" de espinaca y remolacha - 3. Tortilla de papas con "goulash" de res y ensalada de sauerkraut - 4. "Strudel" de manzana

P: ¿Quiénes forman parte (todos)?

R: Canvas, Cocina de Autor se forma de 18 estudiantes de bachillerato en Gerencia Culinaria, con experiencias variadas en el campo. El estudiantado se compone de: Anaeli Cabrera, Reyna Rodríguez, Maralys Cedeño, Nydmarie Rivera, Jomarie Vega, Karolina Adamiec, Lyanne Muñiz, Clariliz Quiles, Kattya Rohena, Leysha Borrero, Javier Nieves, José Serrano, Rubén Albarrán, Edilberto De Jesús, Louis Otero, Reinier Ortiz, Harry Soto y Edwin Guzmán.

También hay que agradecer a la Universidad del Este, Recinto de Carolina, que brinda la ayuda con profesores que se ofrecen a supervisar y ayudar a los estudiantes a que todo salga en orden.


Detente.

Hablemos de alguien que sobresalió en el evento pasado del 14 de marzo: Karolina Adamiec. Nos enteramos sobre la situación extraña que sucedió con su evento, el cual fue adelantado de fecha drásticamente por razones administrativas, así que vamos a enfocarnos en quien improvisó bajo presión y ejecutó correctamente.

Foto por: #GRLOPEZ

Karolina Adamiec es una de quizás, 10 polacos que viven en Puerto Rico, a 5,500 millas de su casa. Nació en Polonia Comunista en el 1980, donde nadie poseía nada y todo era de uso común. Su padre, Marian, era un vendedor de la clase media para Auto Parts & Machine Shop. Su madre, Małgorzata era ama de casa, la cual cuidaba a Karolina y a su pequeño hermano Adán, donde crecieron felizmente entre nieve y manzanos, aceptando la realidad de un barrio pobre. En la mañana iban a la escuela y en la tarde, subían los árboles con los niños. Todas las vacaciones pasaron con su babcia (abuela) Helena en su casa rural, donde tenía una granja con todos los animales domésticos.

Karolina jugó balonmano, donde viajó por toda Polonia y Europa, aprendiendo sobre el esfuerzo, sudor y éxito. Ahí comenzó su vida experimental, donde conoció a su primer amor, su primer cigarillo, su primera bebida alcohólica, como también muchas cosas buenas que desea mantener en algún lugar profundo de su corazón.

Y con el divorcio de sus padres, alimentado por el alcoholismo, romances y luego prisión, Karolina dejó el balonmano, arrancó con el rock’ n’ roll, las noches largas, las mañanas con resaca y con una tormenta de cambios que ni se imaginaba.

Una mañana me desperté como siempre, con una resaca moral y física, me miré en el espejo y me sentí como que quería escupir a mi reflejo. Me puse a llorar y le pedí ayuda a Dios y una oportunidad para cambiar mi vida”, nos dijo Karolina.

Unos meses más tarde, una amiga le ofreció hospedaje y trabajo en Inglaterra, donde pudo ahorrar hasta mudarse a Reino Unido, y allá por fin comenzó a ser ella en un pueblo romántico acompañado de siete kilómetros de arena dorada y suave y hermosos acantilados, trabajando en un pequeño hotel familiar, corriendo su bicicleta pa’ arriba y pa’ abajo con su sonrisa arriba, fuerte, feliz, mujer. Todo en un lugar donde la sencillez vuela en el aire y el amor es esencial como el agua, e inevitable como el tiempo. Ahí conoció a su marido.

Lo conoció trabajando juntos en una noche que a Karolina le tocó servirle a unos… “americanos”. Da la casualidad que estos son cinco hombres, de piel más oscura que el americano tradicional, hablaban un español extranjero. Le explican a Karolina que ellos son de Puerto Rico y al enterarse, Karolina le canta a su marido (un conocido en aquel tiempo), ”Ay, ay, ay Puerto Rico”, una canción vieja de la banda Vaya con Dios. Y ahí fue el momento… Él le propuso matrimonio de la nada... Ella dijo que no. Pero al tiempo, ella accedió a salir, a enamorarse, a casarse, a ser madre y a llegar a Puerto Rico.

“Mi nombre es Karolina Adamiec y yo soy una de probablemente 10 personas polacas en Puerto Rico… Esta es mi casa ahora. Tengo una hermosa familia, amigos pendientes, el trabajo y la oportunidad de estudiar algo que amo profundamente. Todavía estoy muy sola y constantemente hecho de menos a mis padres y las cosas que salieron de allí. A veces pienso en esa mañana cuando yo lloraba y le pedí a Dios que cambiara mi vida y me llevara lejos de todos mis problemas, y por fin, estoy sonriendo. Yo soy la prueba de que Dios tiene un sentido del humor vivo. ¡Cuándo le pregunté a Él para llevarme lejos, no quise decir 5,500 millas de distancia!”

Foto por: #GRLOPEZ


P: Canvas, háblanos un poco del menú polaco. ¿Porqué esos platos?

R: Karolina y Clariliz escogieron esos platos por que el campo de las artes culinarias es una aventura, donde es necesario conocer acerca de otras culturas.  Ellas pensaron que sería una gran idea compartir de las recetas mas tradicionales de la madre patria de Karolina, Polonia, con todo el que quisiera probarlo.

 

P:¿Qué creen sobre la experiencia de los evento?

R: Cada función es una experiencia diferente ya que todos los estudiantes debemos correr por diferentes posiciones del restaurante para así tener el la experiencia completa de lo que es administrar un restaurante. Los nervios y ansias siempre están en cada función porque no se sabe que pasará durante toda la noche pero entendemos que es una buena plataforma para prepararnos para el futuro.

Foto por: #GRLOPEZ

P:¿Algún incidente peculiar hasta el momento?

R: En cocina siempre se vive "en el momento" pues te preparas, planificas y te imaginas que tienes "to' planchao'" pero siempre llega el momento en el que algo no sale como debía, y hay que resolver.  Hemos aprendido a tomar riendas y acción cuando es necesario.

P: ¿Qué palabras de construcción desean dejarles como profesionales del futuro a Puerto Rico?

R: Todo en la vida es un reto y solo los valientes que se arriesgan a luchar por lo suyo tienen éxito. Este campo que nos apasiona es uno lleno de retos y situaciones que en ocasiones hacen que dudemos, pero con perseverancia y fe siempre se logra el cometido.

P: ¿Dónde la gente se puede comunicar con ustedes?

R: Nos puedes contactar al 787-447-7286 o 787-598-5877 o por email a: restcanvas@hotmail.com. También a nuestro Facebook e Instagram:

- Facebook: https://www.facebook.com/restcanvas

- Instagram: @Canvas_restaurant


No cabe duda que todos pasamos por caminos largos, obstáculos inolvidables y experiencias gratificantes. Ha sido un honor para La Mafia, Puerto Rico poder cubrir y auspiciar los eventos de Canvas, Cocina de Autor y ser parte del progreso. Le deseamos éxito y prosperidad a todos los estudiantes y colaboradores con este concepto gastronómico. Sé lo difícil que es como estudiante, con poca práctica, crear un concepto en menos de dos semanas, formular un menú, invitar, vender taquillas, cocinar, ejecutar, y triunfar con todos los ojos encima de ti. Confía, estuve ahí en el 2012.

Atentamente,

La Mafia, Puerto Rico