HISTERIA: ¿Qué pasó en el UPR 1st Food Truck Summer Fest?

Foto subministrada por La Mafia, Puerto Rico

El sol pica y duro. Más duro pica el Facebook con los comments, relámpagos de críticas “constructivas” y diluvios de opiniones personales que solo son personales pero son TAN personales que son en serio, pero cuando son convenientes de que sean en serio. Son las 2 de la tarde y ya hay foodtrucks a punto de estar sold-out y el público no perdona. El ambiente del Jardín Botánico está feliz, las familias están unidas, la UPR está contenta, pero…

 

Aclaremos las cosas antes de entrar al revoltillo.

El pasado 5 de julio de 2015, la UPR y su grupo de Ex-Alumnos crearon un evento donde la atracción principal eran foodtrucks de Foodtruck Republic. Estos fueron: Açai On The Go, Wawa Expresso, Dondesea, Thon Thai, Antojos, The Meatball Company, La Taquería, Yummy Dumplings, Lemon Submarine, Bluefin, High Kitchen e Isla Pops. Se creó una propuesta y se les presentó a los camiones gastronómicos, donde nosotros en La Mafia, Puerto Rico no fuimos productores ni consultores del evento (solo fuimos a comer), pero estábamos conscientes desde un inicio: un promedio de 3,000 personas por asistir con 12 foodtrucks. Suena cool. De la nada, 4 mil personas confirman asistencia en la página del evento en Facebook y no hay proactividad sobre el auge; no se añaden foodtrucks ni se señala alguna posibilidad de control de entrada. Luego del evento promocionarse en radio, prensa y blogs, 48 horas antes del evento uno podía sentir la intensidad y el momentum comenzando a crearse.

Literalmente tuve que sentarme y hablar con un foodtruck y establecer un sistema de producción colosal, por que la lógica decía: Esto es más de lo normal. Los foodtrucks estaban súper pumpeaos’, subiendo fotos en Instagram para ir “calentando motores” y haciendo "preps” masivos, mientras en las redes sociales la información del evento se movía rápidamente. Nosotros en La Mafia, Puerto Rico tiramos un artículo en nuestro post (oprime AQUÍ para leerlo), lo cual recibió miles de entradas. A todas estas, no habíamos visto ni escuchado sobre algún cambio administrativo en el algoritmo de foodtruck/horas de evento/mercado.

Llega el día del evento… Boom…

9.26.42 AM.png

 

Nosotros en La Mafia, Puerto Rico vivimos esto todos los días. Desvalorización de los conceptos gastronómicos locales, aunque por otro lado, mucho apoyo que nos motiva a seguir todos los días. Buscamos la manera de ayudar y asistir a los conceptos gastronómicos ya que verdaderamente nos preocupa el bienestar de cada uno de ellos. Pero, las redes sociales son herramientas sumamente poderosas y pueden ser de doble filo. Estas pueden darle el éxito a un evento, como también destruirle la vida a alguien. Pero en este caso, hablemos del UPR 1st Food Truck Summer Fest.

 

Queda claro que con los comentarios en las redes sociales, estas personas, incluyendo a la administración de la UPR y los responsables de la organización del evento Y de los foodtrucks,tienen que analizar varias variables y ejecutar PROACTIVAMENTE, tomando en consideración las proyecciones y estudios previos del mercado por asistir, así como la gran cantidad de personas que ya se veía que asistiría al evento. Hablemos de algunas:

 

Volumen.

¿Cuántas personas irán al evento? ¿Tengo capital, espacio y equipo para sostenerlo a una productividad de 100%? No a un 90%. Sino a un 100%. ¿Habrá algún control sobre la entrada y la fluidez de las personas? ¿Podré limitar la entrada de las personas luego de un número previamente establecido para así mantener una regularidad en la demanda interna? ¿Cuál es la logística en la rotación del personal y participantes del evento? 

Durante este evento, las proyecciones de las personas por asistir eran claras, y la administración no tomó medidas como: control de acceso o aumento de la cantidad de foodtrucks. ¿Si la capacidad de los foodtrucks era rendir comida para 3,000, porqué permitieron el acceso a 6,000 personas?

 

Tiempo.

El evento duró 7 horas sólidas. Tal vez con menos horas u otro horario hubiera sido más amigable. Con el pasar de horas se podía notar como la productividad de los trabajadores fue cayendo drásticamente. A penas eran las 2 pm, ya habían foodtrucks con poca comida en su almacén sin ningún descanso. Ahora, querido público, aquí es donde te toca. Si tu no has trabajado en una cocina y has tenido 50+ tickets por salir, salte de la fórmula. Literalmente, yo vi ayer a uno de los tipos más rápidos en la industria de los foodtrucks decir: PARA, necesito agua. Estamos hablando que esa persona sacaba de 6-7 órdenes POR MINUTO. Haz la matemática. Los foodtrucks o cualquier restaurante toleran una cantidad de producción a un tiempo determinado. Por eso mismo, él tuvo que salir corriendo a buscar su inventario de hoy, lunes 6 de julio de 2015.

Que dicho sea de paso, ninguno de los foodtrucks abrieron hoy, lunes 6 de julio por que NO tienen para producir. Ahora, hablemos de eso.

 

Producción.

Para generar dinero, tienes que tener dinero. Para generar dinero en un foodtruck, tienes que tener comida (y público), pero para tener comida, tienes que generar dinero y el ciclo se repite dentro de un margen económico debido a la producción y ventas cotidianas del camión. En arroz y habichuelas: un foodtruck no puede llevar 3,000 órdenes por las siguientes razones: No la pueden almacenar correctamente, no la pueden producir correctamente dentro del tiempo determinado, no tienen capital para una inversión tan grande donde muchos de estos foodtrucks tienen un retorno de 25% de su inversión. Para saber más de esto, oprime AQUÍ para que leas #LasUnderdogs.

Ahora, cada foodtruck se divide en varias partes: comida, mantenimiento (camión, permisos, entre otros), empleados, velocidad/calidad de producción, servicio y desenlace (servicio al cliente en las redes, reviews, feedback, entre otros). En un evento, en promedio, por cada 300 personas debe de haber un foodtruck. Y cuando hablamos de foodtruck, hablamos de un equipo completo. Camión, comida, empleados (en un evento mínimo 5 por camión incluyendo host y runner) y todos los mencionados anteriormente. En el evento habían “12 foodtrucks”, el cual uno de ellos era Isla Pops (paletas artesanales con dos empleados) donde su producción tal vez eran, ¿200-300 paletas...máx.? Isla Pops rockió’ el evento y su producto es uno de los más frescos y sabrosos en la industria, pero hablemos claro. Son excelentes, pero el número “12” que se estableció en la mente el público no era real, así que sácalo de la fórmula. Ya se reduce a 11 foodtrucks y el promedio de persona por camión aumenta. Si entraron 6,000 personas a un evento de 3,000 entonces cada foodtruck tuvo que atender un promedio de 545 personas; 245+ del promedio establecido, son 245 órdenes más que salen en una cocina 3’x4’ que tiene una plancha 32” y tal vez 2-3 hornillas para sartenes en menos de 6 horas (tiempo prime del evento).

Si el promedio de la producción fresca (no precocinado) y básica de cada orden, según los foodtrucks participantes y el calibre de ellos, son de 7-10 minutos, estamos hablando que la banda elástica de producción sin fallas según el tiempo promedio, se rompió al atender un mínimo 50 personas adicionales de su aguante, por ende, se triplica el efecto y se comiezan a desbordar las copas. Y en tiempo, son mínimo 120+ minutos de ordenes entrando y saliendo sin parar. Literalmente, un evento así para los foodtrucks es como un Black Friday en Walmart; anormalidad total entre oferta y demanda.

 

Expectativas.

Asumir es la cuna de los errores, pero no hay mejor profesor que el error. Muchas de las personas que asistieron hicieron largas filas (en casos hasta de 2-3 horas) para degustar las creaciones de los chefs. Pero todo comienza en el carro.. O trolley. Ya al mediodía, el estacionamiento del Jardín Botánico estaba lleno y el público estaba estacionándose en las aceras y grama. A esa hora en la entrada, atendían 4 personas y la fila PARA ENTRAR al campo era una de 5-10 minutos. No habían ujieres que informaran sobre el estado del evento ni brindar información adicional a cualquier duda. Al llegar al campo de concentración gastronómico, uno podía ver la cantidad inmensa de personas que había. Uno comprendía que la selección de su primer foodtruck por degustar iba a ser una muy importante y que posiblemente iba a impactar en el “rundown” mental que uno ya tenía. Ahora… Si uno entra y ve lo explotao’ que está el evento y te quedas, esa fue decisión de la persona. Que la decisión no haya sido la mejor porque al final la persona esperó durante 3 episodios de Braking Bad (referencia por el caos) para probar algo, pues ya aquí la responsabilidad no es del evento ni del foodtruck, es del cliente.

 

Mercado.

En este evento el público era demasiado variado. No reconocemos si mirar la situación como buena o mala. Cuando estamos hablando que el público era muy variado, queremos decir que no hubo un conocimiento exacto de la demografía de las personas que iban a asistir y asistieron. Es BIEN raro que un producto sea “para todo el mundo”, pero en este caso, la frase se disparó como un proyectil y abrió demasiado el mercado que estos foodtrucks impactan la mayoría de las veces. Generalmente, las órdenes por persona eran de 2-4 artículos, y no de uno, donde la producción podía ser rápida. Aquí se mezclan los puntos problemáticos y se deja saber que ya no es sólo una cosa que causó el descontrol, si no una combinación de ellas. Aparte, uno debe de ser el mejor amigo de tu mercado; en el día del evento, las redes sociales iban a las millas de chaflán, especialmente la página del evento, la cual lo aniquilaron en los comentarios. Es obvio que si tu público es uno que doma las redes sociales, tienes que estar dispuesto a:

1. Dominar las redes sociales antes, durante y después del evento.

2. Comprender, como mencionado anteriormente, estas pueden ser un arma de doble filo.

3 . Aclarar las situaciones presentes del evento a tu público; siempre es bueno robarle el micrófono al DJ por un minuto... Check... 1-2.

Para ver la página del evento, oprime AQUÍ

 

Punto sueltos:

• "Los foodtrucks deberían de precocinar la comida". Negativo. Estos foodtrucks desean mantener su calidad al 100%. El precocinar los saca de la rutina. Es una acción proactiva con ciertos productos, pero si se toman otras medidas como mencionadas anteriormente, esta no es necesaria y la calidad no se compromete.

• “Los foodtrucks deberían de estar mejor preparados”. Por alguna razón estos foodtrucks están ahí; la vida de ellos es el foodtruck. Ellos SÍ estaban preparados para el evento que se les prometió, pero no para la aberración descontrolada. En comparación, hasta los atletas profesionales más preparados tienden a fallar el tiro libre; porque no se trata del tiro libre, se trata de control.

• “El evento fue un fracaso”. Si tu le llamas ventas duplicadas en cada y uno de los aspectos del evento un fracaso, entonces tu casa en la Avenida Kentucky y tus hoteles en Park Place y Boardwalk deben de estar en las papas. El evento no fue un fracaso, fue un éxito inesperado. 

• “Deberían de traer más foodtrucks para la próxima”. Definitivamente. Si haces la matemática, para este evento de 6,000 personas donde 3,000 eran inesperadas, tenían que venir 20 foodtrucks mínimo. Más foodtrucks, más comida, más barriguitas contentas.

 

A plena luz podemos notar que siempre hay espacios para mejorar. Pero para mejorar, debemos de estar dispuestos a tomar un respiro, analizar las situaciones erróneas, educarnos y/u orientarnos para tomar las mejores medidas posibles. También aclaramos que nuestra intención en La Mafia, Puerto Rico siempre es de construcción y deseamos que el público conozca lo que pasa detrás de las cortinas. Nosotros siempre estaremos apoyando al público y a los negocios locales, buscando la unión y fortaleza gracias a la gastronomía. Desde ya informamos que se espera un evento de foodtrucks para las Navidades, y es posible que este sí sea extravagante. 

 

Muchas felicitaciones a los foodtrucks por romper con las barreras de la creatividad y presión en el evento mayor asistencia de foodtrucks en Puerto Rico en el año presente. Muchas felicidades a la UPR y su directiva de Ex-Alumnos en la iniciativa de unir al pueblo mediante la gastronomía. De esta aprendemos y el próximo será fenomenal.

 

Ahora… Release the kraken.

 

Atentamente,

La Mafia, Puerto Rico